12 jun. 2013

Revelan sistema secreto de espionaje estadounidense “PRISM”

Dos prestigiosos periódicos, estadounidense y británico, respectivamente, informan que las autoridades de ese país tienen acceso directo a los datos de nueve gigantes de Internet, entre los que figuran Facebook y Google. Las empresas desmienten la información. 
Según los periódicos Washington Post y The Guardian, las autoridades estadounidenses tienen acceso a los servidores de Microsoft, Yahoo, Google, Facebook, PalTalk, AOL, Skype, YouTube y Apple. Refiriéndose a la información, el máximo jefe de la inteligencia estadounidense, James Clapper, indique que la ley permite acceder los datos de ciudadanos no estadounidenses, no residentes en Estados Unidos. 
El funcionario agrega el que la información proporcionada por ambos periódicos contiene varias inexactitudes, aunque no las identifica. Washington Post y The Guardian, que tuvieron acceso a una presentación PowerPoint  sobre el sistema de vigilancia, escriben que la NSA y el FBI tienen acceso directo a varios servidores que les permiten saber prácticamente todas las actividades realizadas por una persona en Internet. 
La información recabada por estas autoridades incluye audio, vídeo, fotografías, correo electrónico y navegación web de Internet. Según una fuente consultada por la agencia Reuters, el sistema de vigilancia no se aplica a los ciudadanos estadounidense, sino únicamente a extranjeros residentes fuera de Estados Unidos. 
Según la fuente, que sería gubernamental, la información generada por el sistema de vigilancia tiene gran importancia para el trabajo realizado por las autoridades estadounidenses, con el fin de proteger la seguridad nacional. Después de conocerse la noticia, las empresas Yahoo, Manzana, Google y Facebook publicaron declaraciones donde aseguran no dar al gobierno acceso directo a sus servidores, sistemas y redes. “No proporcionamos a organizaciones de gobierno acceso directo a los servidores de Facebook”, Declarar director Joe Sullivan Seguridad en Facebook. 
Por su parte, el portavoz de Apple, Steve Dowling, declaró “Nunca hemos escuchado hablar de PRISM”. La revelación ha causado fuertes reacciones, pero la Casa Blanca defendió la medida: “El presidente vería con mucho interés un debate donde se contraponga el interés por la seguridad y los derechos civiles” declaró el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, agregando que la administración de Barack Obama considera imprescindible utilizar estas herramientas de vigilancia en la lucha contra el terrorismo: “La prioridad del presidente es la seguridad nacional de Estados Unidos. Es necesario asegurarnos de contar con las herramientas necesarias para enfrentar las amenazas de los terroristas”, concluyó el portavoz. 
El director de la Dirección Estatal de Supervisión de Datos de Noruega, Bjorn Erik Thon, declaró a medios de su país que se trata de una situación sumamente grave. “Si es correcto que las autoridades estadounidenses tienen acceso a ese tipo de los datos de los clientes y usuarios, pecar a Facebook, Google y los demás lo sepan, estamos frente a una grave violación de confianza, que no sólo afecta a las empresas del caso y a las autoridades estadounidenses, sino también a los individuos que están siendo vigilados”, Declaro Thon. 
 El funcionario noruego considera importante tener presente que Microsoft y otras empresas han desmentido categóricamente proporcionar acceso directo a las autoridades estadounidenses, que haga posible la vigilancia a gran escala. Al respecto, las empresas han asegurado que únicamente entregan informaciones a las autoridades en casos específicos, cuando exista una orden judicial. “Esto nos tranquiliza y, confío en los informes de transparencia publicados por Twitter, Microsoft y Google. 
Al parecer, el programa PRISM parece ser desconocido para las empresas”. Consultado si la información revelada por los periódicos estadounidenses le causaba sorpresa, Thon -quien en febrero de 2013 realizó una visita oficial a Estados Unidos -respondió: “Sí y no. Cuando visité Estados Unidos pude observar la forma en que operan las autoridades de ese país. 
Tienen amplios poderes. Indudablemente es más fácil obtener información sobre ciudadanos extranjeros que sus propios habitantes, aunque la ley Patriot Act (implementada con posterioridad a los actos terroristas del 11 de septiembre de 2001) también proporciona a las autoridades amplias facultades. 
El  máximo funcionario de la dirección estatal de supervisión de datos de Noruega indica que la entidad que preside no tiene, al igual que las organizaciones homólogas europeas,  capacidad alguna de intervenir ni aplicar prohibiciones. Por tal razón, Thon exhortó a las autoridades noruegas abordar la situación con sus colegas estadounidenses. “Éste es un tema que debe ser tratado al más alto nivel político”, agregó. Thon se refirió específicamente al caso de su país: 
“Si estamos frente a una situación en que las autoridades estadounidenses están vigilando a ciudadanos noruegos, indudablemente ya no es un caso para la institución a mi cargo. Se trata de un asunto político. Considero natural que los políticos noruegos aborden el tema con los políticos estadounidenses, concluye Bjorn Erik Thon.

1 comentario:

Anónimo dijo...

elisabeth elliot dating http://loveepicentre.com/taketour/ cosplay dating
free adult sex dating web site [url=http://loveepicentre.com/]recent muslim dating[/url] lesian bisexual dating
who is dev patel dating [url=http://loveepicentre.com/success_stories/]dating practices in india[/url] native american women dating [url=http://loveepicentre.com/user/Wattberry/]Wattberry[/url] plaxico burress dating olympic runner