18 jul. 2008

"Desafío verde" de Al Gore a EE.UU.

Al Gore, el ex vicepresidente de Estados Unidos y Premio Nobel de la Paz 2007, exhortó el jueves al gobierno y al pueblo de su país a comprometerse a producir toda la electricidad que utilizan sólo con recursos renovables dentro de los próximos 10 años.
"Nuestra excesiva dependencia de los combustibles basados en los hidrocarburos está en el centro de estos tres desafíos: el económico, el ambiental y la crisis de la seguridad nacional", dijo Gore en una reunión en Washington.
"Así que hoy desafío a nuestra nación a comprometerse a producir el 100% de nuestra electricidad a partir de energías renovables y de recursos verdaderamente limpios, libres de hidrocarburos, dentro de 10 años", añadió.
Además, indicó que no tenía sentido que Estados Unidos estuviera tomando dinero prestado de China para comprar el petróleo de Medio Oriente, lo que a su vez contribuye al cambio climático.
Insistió en que su objetivo es alcanzable y financieramente asequible.
Gore ganó el Nobel por su esfuerzo en alertar sobre los peligros del cambio climático.

Además, logró el premio Oscar de la Academia de Artes y Ciencias de Hollywood por su documental "Una verdad inconveniente".
El también ex candidato a la presidencia de Estados Unidos en el año 2000 relacionó el desafío de llegar a la Luna -que se concretó en una década, la de los años 60- con el desafío que él propone.
Para asegurar esta revolución verde, Gore indicó que la política más importante a cambiar sería la de "pagar impuestos por lo que quemamos, no por lo que ganamos", dice el corresponsal de la BBC, Jonathan Beale.
Sin embargo, el plan de Gore implicaría todavía la dependencia en la energía nuclear para cubrir un quinto de las necesidades de Estados Unidos, agrega Beale.
Muchos ven este objetivo como imposible de realizar", señala el corresponsal.
Un grupo bipartidario de expertos -llamado "Asegurando el Futuro Energético de Estados Unidos"- dijo que sustituir el combustible nacional derivado de fósiles es algo que no puede ser concretado en una década.
El gobierno de George W. Bush ha manifestado que los países ricos no pueden lograr este objetivo sin la participación de las economías en desarrollo como China e India.
Pero Gore calificó de "error ponerse a esperar que otros se unan a nosotros en esta materia".
"Es un objetivo ambicioso, que según Al Gore ayudará a paliar el calentamiento global y al mismo tiempo renovar la economía de Estados Unidos terminando con la dependencia del caro combustible extranjero", destaca Beale.

No hay comentarios: