30 mar. 2010

La Nasa investigará a Toyota

Mi papá se va a sorprender si lee esta noticia...
El Departamento de Transporte de EE.UU. quiere convocar "los mejores cerebros disponibles" para investigar el fenómeno de la aceleración repentina que han sufrido algunos modelos Toyota y de la que hasta ahora no se ha encontrado explicación técnica.
Por eso nueve expertos de la NASA formarán parte del grupo que el departamento creó para que analice los modelos afectados por la falla y averigüe si los cada vez más complejos sistemas electrónicos de comando pueden ser la causa del problema.
Este martes se anunció la investigación federal que busca encontrar las respuestas que los estudios llevados a cabo por Toyota no han logrado ofrecer hasta ahora sobre esos accidentes, en los que han muerto 51 personas en la última década.
En un comunicado, el secretario de Transporte, Ray LaHood, informó que expertos en interferencia electromagnética, en sistemas electrónicos de control computarizado y en integridad del programas participarán en el grupo.
El panel dispondrá de un presupuesto de US$3 millones y deberá entregar sus conclusiones a mediados del año.
"Estamos decididos a llegar al fondo de estas aceleraciones no intencionadas. Por la seguridad de los conductores estadounidenses debemos hacer todo lo posible para entender lo que está pasando", afirma LaHood en el escrito.
Los investigadores de Toyota afirman no haber encontrado problema en los sistemas electrónicos de sus autos e insisten en que algunos accidentes han sido causados por alfombrillas que se han atascado en el pedal del acelerador y otros por "fallas mecánicas".
Desde Japón Toyota afirmó que "confiamos en nuestros vehículos y en nuestra electrónica" y anunció que cooperará con el gobierno estadounidense en esta nueva investigación, según un comunicado distribuido este martes.
"Estos estudios son justamente el tipo de exámenes científicos que hemos estado exigiendo. Traer luz sobre el tema separará los hechos de la ficción, lo que será bueno para Toyota, la industria y los conductores", dice la empresa en su comunicado.
Los modelos más afectados son los más populares en EE.UU., el lujoso Lexus, el familiar Camry y el híbrido Prius, lo que tenido un fuerte impacto en las ventas de la empresa japonesa, que perdió su liderazgo en el mercado estadounidense ante las locales Ford y General Motors.
El Departamento de Transporte anunció también este martes que ha encargado a la Academia Nacional de las Ciencias de EE.UU. un estudio separado para que analice casos similares en productos del resto de la industria automotriz.
Se espera que ese trabajo tome 15 meses y que resulte en recomendaciones para que el gobierno pueda garantizar la seguridad de los autos con sistemas electrónicos de control.
El gobierno estadounidense ha sido criticado por supuestamente haberle fallado a los consumidores y por eso anunció una investigación interna para determinar si las quejas de algunos usuarios sobre la aceleración de los Toyota no fueron debidamente atendidas
A principios de 2010 el Congreso de EE.UU. realizó cuatro audiencias sobre el problema.
En una de ellas compareció el presidente mundial de la compañía, Akio Toyoda, lo que para muchos demuestra la preocupación de la automotriz por la crisis de imagen que atraviesa.
"Los fabricantes de autos han entrado en la era electrónica pero las autoridades parecen estancadas con una mente mecánica", aseguró el presidente del Comité de Energía y Comercio de la Cámara de Representantes, Henry Waxman, durante una audiencia el mes pasado.
La colaboración de NASA en la investigación de Toyota parece corroborar lo que perciben muchos conductores cuando se asoman a los motores de sus autos: que cada vez más hace falta ser un experto para entender cómo funcionan los vehículos de nueva generación.


No hay comentarios: