17 mar. 2008

La justicia francesa rechaza la petición de eutanasia de Chantal Sébire

El Tribunal de Gran Instancia de Dijon (centro de Francia) ha rechazado hoy la petición para que le sea aplicada la eutanasia activa de la paciente Chantal Sébire, aquejada de un doloroso tipo de cáncer en la cara que, además, ha deformado sus facciones.
El tribunal ha seguido la recomendación de la Fiscalía de no admitir la demanda por considerarlo imposible ante "el estado actual de la ley", el mismo argumento con que el primer ministro François Fillon había anticipado el resultado del trámite judicial.
Sébire, maestra de 52 años, solicitó por carta al presidente de la República, Nicolas Sarkozy, la legalización de la eutanasia el pasado 6 de marzo. La paciente aseguró hace unos días que no recurrirá la sentencia y manifestó su deseo de acudir a Suiza, donde la eutanasia es legal. La ley Leonetti, redactada en 2005, autoriza a los enfermos a rechazar un tratamiento, lo que permitiría inducir a la Sébire a un coma y dejar de alimentarla hasta su muerte. Sébire rechaza esta opción por considerarla una "agonía indigna".

No hay comentarios: