29 nov. 2007

Tumblelogs: archivador 2.0

Al igual que en el mundo de la alta costura, en Internet siempre existen tendencias y modas que se masifican rápidamente. Si en un tiempo fue Fotolog, hoy es Twitter y Facebook. Ahora quiero mostrales la sensación online de lo últimos meses: los tumblelogs.
Este servicio, se inserta directamente en el extraño mundo de la Web 2.0, dispuesta a hacerte las cosas más fáciles y prácticas. Y es que los tumblelogs se podrían asemejar a la estética de un blog, pero con la diferencia de que no existe una temática establecida. Acá puedes publicar TODO lo quieras de una manera rápida. Además, nadie podrá juzgarte, ya que los visitantes no tienen la posibilidad de dejar sus comentarios.
Es decir, el foco cambia radicalmente. En una bitácora, la mayoría tiene como objetivo desarrollar contenidos para sus lectores, para que sean leídos y comentados por ellos. En cambio en tumblelog la idea es incluir todo lo que al propio autor le interesa: videos, audio, citas y links, sin una temática establecida. Es decir, un archivador multimedia online.
Si bien, la explosión de este servicio se produjo hace solo algunos meses. El concepto fue utilizado por primera vez en abril de 2005 cuando uno de los personajes más carismáticos de la web, “why the lucky stiff” (o simplemente “_why” para los amigos) lo usó para describir la extraña forma en que el blog Anarchaia citaba videos, audio e imágenes. Desde entonces, se considera a esta bitácora como el primer tumblelog en la historia de Internet.
En octubre del mismo año el blogger, Jason Kottke, caracterizó el nuevo servicio describiéndolo como “un flujo de consciencia rápido e improvisado […] Es sólo una manera de publicar rápidamente las “cosas” que te encuentras todos los días en la web”.
Esto quiere decir, que puedes recopilar y compartir información, enlaces, imágenes y en general cualquier recurso que puedas encontrar en tus constantes viajes por el ciberespacio. Gracias a las facilidades que te ofrece un tumblelog, ya que no necesitas más complejidad, sólo agregar.
Así también lo ha entendido Rodolfo Berríos, creador de Godlike y dueño de uno de los tumblelogs más visitados de Chile. Para él, “el tumbleo es para compartir y tener online cosas de interes. El blog es muy formal, y no tiene esa simpleza”.
Quizás lo más criticado por los defensores de “lo social” en Internet, es la ya mencionada incapacidad de realizar comentarios. Sin embargo, para Berríos, esto es un plus, ya que ayuda a mostrar al autor tal cual es, “siempre eres tu, no te preocupas de las visitas ni de tus enlaces en Tecnorati. Te preocupas de hablar de lo que quieras”.
Hoy, son varias las páginas que ofrecen este servicio, siendo Tumblr la más reconocida. Esto, porque aparte de ofrecer una interfaz amigable, es gratis, sin publicidad, con un buen diseño y fácil de personalizar.
Para crear tu cuenta, debes ingresar al sitio y colocar tu email, contraseña y dominio, nada más. En 10 segundos ya tienes tu tumblelog para usarlo libremente.

1 comentario:

ffuentes dijo...

es lindo copiar un artículo de un medio sin citarlo eh?